¿Me han desheredado?

Testamentos "a medida" con el nuevo Derecho Foral Civil Vasco
 
 
 
 

Estamos acostumbrados a ver películas americanas “legales” que comienzan con la visión de una sala repleta de familiares llorosos mientras el abogado de turno lee en alto el Testamento de “la tía soltera y ricachona” recientemente fallecida, y comienzan las disputas internas por los bienes que cada uno recibe (o no) de la herencia.

Esta total libertad a la hora de testar, tal y como lo entendemos de las películas, no es posible de acuerdo con el Código Civil español. Sin embargo, tras la publicación de la Ley 5/2015 de Derecho Civil Vasco, los residentes en el País Vasco tienen un margen de maniobra mucho más amplio a la hora de testar.

 Entre las novedades más destacables encontramos que, a partir de octubre de 2015 se puede:

  • Igualar la situación de las parejas de hecho a la de los matrimonios.
  • Mejorar la situación del cónyuge (o pareja de hecho) viudo.
  • Desheredar (“apartar”) a un hijo sin necesidad de justificación.
  • Nombrar herederos directamente a los nietos.

Igualar la situación de las parejas de hecho a la de los matrimonios.

Se equipara, a efectos sucesorios, la figura de la pareja de hecho a la del matrimonio, siempre y cuando éstas se encuentren inscritas en el Registro de Parejas de Hecho creado por la Ley 2/2003, de 7 de marzo, reguladora de las Parejas de Hecho.

Por ello, todo lo descrito a continuación para con los cónyuges viudos, también será aplicable para las personas supervivientes de la pareja de hecho.

Mejorar la situación del cónyuge (o pareja de hecho) viudo.

La Ley de Derecho Civil Vasco protege especialmente la situación del cónyuge viudo, dándoles preferencia sobre los padres del fallecido; y en el caso de que el matrimonio tenga hijos, pudiendo constituirle heredero universal y otorgarle un poder testatorio.

Desheredar (“apartar”) a un hijo sin necesidad de justificación.

El Código Civil tan sólo permite desheredar a un hijo por causas tasadas y graves como, por ejemplo, atentar contra la vida de los padres o negarles los alimentos sin motivo legítimo.

Sin embargo, desde 2015 los vecinos vascos podrán desheredar (“apartar”) a un hijo con total libertad y sin necesidad de justificarlo, siempre y cuando existan otros descendientes.

En aquellos casos en los que el testador tan sólo tenga un descendiente (hijo o nieto), no podrá desheredarlo (“apartarlo”), pero podrá limitar la herencia a la legítima que estrictamente le corresponda por Ley, esto es, un tercio del total de la herencia.

Nombrar herederos directamente a los nietos

Además, desde octubre de 2015 también se puede designar herederos a los nietos, aunque vivan los padres de los mismos.

 

Para información más detallada consulta nuestro artículo sobre las “Novedades en el Derecho Civil Vasco”, o contacta con nosotros.

 

Teresa Barrenechea Arriola

Abogado